‘Pinceladas de una historia’, libro del periodista y pintor Diego Domínguez

Diego Dominguez Herrero, socio vitalicio y uno de los decanos de la Asociación de Periodistas – Asociación de la Prensa de Almería, acaba de publicar un libro conteniendo sus memorias, bajo el título Pinceladas de una historia. Muy cerca de cumplir 87 años, recogió el reto que le lanzó una de sus hijas y se puso manos a la obra. El resultado son 320 páginas llenas de sentimiento y emotividad.
El libro se presentará el jueves, 5 de junio, a las 8 de la tarde, en un acto que organizará la Asociación de Periodistas de Almería en el salón de la Delegación Provincial de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía, en la calle de las Tiendas, 12. Junto al autor intervendrán los periodistas Antonio Fernández Gil “Kayros” y Miguel Ángel Blanco Martín.
Diego Domínguez Herrero, durante cuatro décadas consagró su vida al periodismo, primero como dibujante y después como redactor del diario “Yugo”, después “La Voz de Almería”. Fundamentalmente se ocupó de las informaciones municipal, militar, de sucesos y de arte. Como pintor ha desarrollado también una intensa actividad, sobre todo una vez alcanzada la jubilación. Sus obras, muchas de ellas extraordinarios retratos, pueden verse en instituciones almerienses.
Pinceladas de una historia es un relato de recuerdos, vivencias y acontecimientos en la vida de Domínguez. Desde su niñez y su juventud en Zurgena, hasta su venida a la capital donde definitivamente montó su residencia, sin dejar nunca su condición de zurgenero. Abunda en todas las etapas de sus ya sopresados ochenta años, teniendo un emocionado recuerdo para su hijo primogenito, Diego, fallecido en 1982.
El propio Domínguez en el epílogo dice: “Sé que esta dedicación a recordar vivencias y sensaciones experimentadas a lo largo de más de ochenta años, no concreta un relato extraordinario, de ameno o interesante contenido, pero podéis estar plenamente convencidos de que, para mí, ha sido como volver a momentos de profunda emotividad, eje sobre el que han girado vicisitudes imborrables. Seguro estoy de que ésta mi historia no pasará el umbral del Olimpo, pero estará en el corazón de mis hijos y nietos, el más hermoso de los lugares, vibrante estante que a toda obra le encantaría ocupar”.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s